Rape a la cazuela o rape al horno con almejas


Con motivo de la celebración de la festividad de San Juan, María y yo visitamos una vez más la Plaza de Lugo con la finalidad de comprar un estupendo ejemplar de congrio pero mira tú por donde no pudo hacerse realidad mi antojo gastronómico. Saladina (pescadera) me convenció una vez más para llevarme a mi/vuestra cocina no sólo uno sino dos rapes estupendos para celebrar en familia el Santo de mi hijo y el mío propio.
Tengo que reconocer que la calidad del producto que os ofrecerá Saladina es excelente, el único “inconveniente” es que es una mujer muy convincente y al final caeréis en la tentación y aceptaréis sus propuestas. De todas formas, vale la pena compartir con esta simpática mujer trabajadora unos gratos momentos de conversación en la Plaza de Lugo mientras observas con atención como limpia el pescado fresco de una forma magistral.
Cuando yo era pequeño iba con mucha frecuencia a la plaza con mi madre y ella regateaba siempre con las pescaderas con una táctica impecable. -¡Laura, Laura, espera!, le decían las pescaderas mientras ella abandonaba el puesto sin mirar en ningún momento hacia atrás al no haber aceptado su propuesta. En fin compañeros, yo compré dos rapes pero a 10 euros el kilo -12€/kilo era su precio de venta- gracias a los consejos de mi querida madre -bueno, sin apenas regatear- llevando en la cesta de la compra unos pescados excelentes para cocinar y celebrar un día especial.
Saladina me aportó esta receta  mientras realizaba su trabajo y conversábamos en la Plaza de Lugo y quiero darle las gracias porque el resultado ha sido estupendo y porque hoy puedo compartir con vosotros un plato rico, rico de nuestra cocina tradicional. 

Ingredientes para 5 personas:

Dos generosas secciones (rodajas) de rape o Peixe-sapo (galego) por persona.
7 patatas de Galicia.
Dos Pementos de Arnoia.
5 cebollas pequeñas.
1/2 tomate.
2 cucharadas de tomate frito casero.
200 gramos de champiñones Portobello (iniciativa personal).
250 gramos de almejas finas grandes.
2 dientes de ajo rojo.
Caldo corto de pescado.
Aceite de oliva virgen extra.
1 vaso de un buen vino Godello.

Preparación:
1º.- Limpiamos muy bien las rodajas de rape de restos de la piel fina y gelatinosa que las recubre, las secamos muy bien y salamos generosamente con una hora de antelación.
2º.- Preparamos un caldo corto de pescado con algunos trozos limpios de la cabeza del rape. En este caso, le he añadido una zanahoria, un cuarto de puerro, una cebolla pequeña, una hoja de laurel, un manojo de perejil y sal.Cuando el agua comience a hervir mantendremos cociendo nuestros ingredientes a fuego medio -5-6 en vitro- durante 7 minutos, retiramos la espuma que se formará, colamos el caldo y reservamos.
3º.- En una sartén amplia añadimos un excelente aceite de oliva virgen extra hasta cubrir el fondo.
4º.- Cortamos las cebollas en juliana y los dos pimientos de Arnoia en trocitos, añadimos una piza de sal y pochamos a fuego lento nuestras hortalizas durante unos siete minutos.
5º.- Picamos los dos dientes de ajo y los incorporamos a la cebolla y los pimientos salteando durante un par de minutos más.
6º.- Incorporamos medio tomate maduro en cuadraditos y continuamos pochando durante unos minutos más removiendo con cariño nuestros ingredientes.
7º.- Cortamos los champiñones Portobello y los salteamos con una pizca de sal en una sartén durante cuatro minutos a fuego medio y reservamos.
 Afortunadamente pudimos comprar estas excelentes almejas finas en la Plaza de Lugo
8º.- Saladina me dijo que a última hora incorporase al rape unas almejas directamente sobre la cazuela. Yo he preferido abrirlas previamente -reservamos las almejas- en un poco de aceite de oliva virgen extra Baeturia Organic e incorporar el agua que soltaron las almejas al guiso en el último momento. Os recomiendo esta iniciativa.
9º.- Incorporamos a nuestras hortalizas que ya están ligeramente pochadas dos cucharadas de un rico tomate frito natural que había cocinado María y rectificamos el punto de sal.

10º.- Cortamos las patatas en rodajas de unos cinco milímetros, las freímos ligeramente en aceite de oliva virgen extra y las situamos sobre papel absorbente de cocina.

11º.- Formamos dos capas con las patatas fritas y el pochado de hortalizas.

12º.- Incorporamos los champiñones Portobello.

 13º.- Enharinamos ligeramente cada rodaja de rape y sellamos el pescado -40 segundos por cada lado- en el aceite de oliva a fuego medio.

14º.- Es muy importante que no friais durante mucho tiempo las rodajas de rape.

15º.- Situamos con cuidado cada rodaja de rape en la cazuela sin colocar en ningún momento una sección sobre otra por eso es preferible utilizar una cazuela amplia y con fondo suficiente.
16º.-Añadimos una copa o vaso generoso de un rico y afrutado vino Godello y subimos la temperatura del fuego durante tres minutos para consumir el alcohol del vino.
Os recomiendo una visita sin prisa alguna a DELI Vinoteca Delicatessen en La Plaza de Lugo en A Coruña.
 Muchas gracias por recomendarme este estupendo vino Godello D.O. Monterrei.
17º.- Añadimos caldo de pescado suficiente para que las rodajas de rape puedan cocer pero sin necesidad de cubrir totalmente el pescado como podéis observar en las fotografías.
18º.- Subimos la temperatura del fuego y cuando nuestro caldo comience a hervir introducimos  la cazuela en el horno precalentado a 180ºC y la mantendremos en el horno convencional durante diez minutos.
19º.- Cuando falte un minuto para finalizar el plato añadimos las almejas regándolas generosamente con la sabrosa salsa y espolvoreamos perejil picadito a nuestro gusto.
 20º.- Retiramos la cazuela del horno y la cubrimos durante tres minutos y el plato estará listo para servir a nuestros comensales.
Ante vosotros un plato exquisito y sencillo de cocinar, un plato rico, rico de nuestra cocina tradicional que dedico con especial cariño a mi paisana Saladina y a tod@s l@s pescader@s y trabajador@s de la Plaza de Lugo de A Coruña.
Print Friendly, PDF & Email
(Visited 385 times, 1 visits today)